Mi lista de blogs

lunes, 13 de agosto de 2012

La triste historia de un joven de alcaudón común.

Hola a tod@s:
He estado en las fiestas de mi pueblo y el último día mi tío me trajo un joven de alcaudón común que se había chocado con su coche y se había quedado enganchado, el pobre estaba agotadísimo.







Cuando le soltamos estaba exausto y sediento, y eso que le dimos agua.




Ya sabéis lo que pasó, el pobre murió en la alameda, pobrecillo.




Al irme la fotografié, cogujada.





Un saludo.



Marcos.







1 comentario:

  1. Siento escuchar noticias como estas, lo de los coches (y no va especialmente por tu tío, a nosotros se nos metió un avión literal mente encima de la furgoneta), no tiene nombre, con lo fácil que es no correr tanto, en mi blog tengo una entrada al respecto, es una pena, al menos pudiste tenerlo durante un rato, saludos.

    ResponderEliminar